Valentina Acierno
Vicens Vidal
Victor Rahola
Xabier Eizaguirre
Xabier Unzurrunzaga
Xavier Fàbregas
Xavier Monteys
Xavier Rubert de Ventós
Zaida Muxí
Àlex Giménez
Amador Ferrer
Angel Martín
Anton Pàmies
Antoni Llena
Antoni Marí
Antonio Font
Aquiles González
Ariella Masboungi
Axel Fohl
Beth Galí
 
Manuel en las esquinas. Para mi siempre será el
hombre de las esquinas. Las esquinas, que ya existían desde mucho antes de ser su descubrimiento más importante y representan, para mi, magistralmente su fértil intuición. Su originalidad de planteamiento encuentra en las esquinas un ejemplo especialmente adecuado, e ilustra muy bien detenerse en aquello que parece evidente e incluso banal, hasta convertirlo en algo que no sabemos porqué no nos habíamos fijado antes.
Querido León ¿por qué 22x22?, se titulaba aquel artículo publicado en Arquitecturas bis hace ya muchos años. Una observación aparentemente ingenua e incluso “puñetera”, que obligaba a desplazar la mirada hacia otra cosa y ya no la podíamos apartar de allí, haciéndonos mirar el conjunto de los cuatro chaflanes del plan Cerdá como el módulo y no la manzana. Mirar la ciudad
como un conjunto de esquinas y no de manzanas, ciudad con la arquitectura a cuestas y no ciudad a costa de la arquitectura.
La casa donde vivía en la esquina de Muntaner con Avenir, construida junto con su padre y su hermano, ambos arquitectos como él, forma parte del mismo argumento. De todas las posiciones de una casa de vecinos elegir la esquina es aceptar una dificultad que otros rehuirían. Hacerlo además bien es toda una lección. Una casa esquina que no podía ser de otra ciudad distinta de Barcelona, la ciudad de La Pedrera. Manzanas como teatros, con salas de estar con vocación de palco, volcadas hacia el patio como una rodaja de sandía.
La exposición Ciudades, Esquinas, desarrollada en el Fórum 2004 de la que fue el comisario, desplegó un repertorio de ciudades en las que pudimos ver esquinas y no mallas, nudos más que tejidos. Ver nudos equivale a ver problemas y no soluciones, sugiriendo que es más importante fijar con claridad el problema que encontrar una solución. Ahora,
vista aquella efeméride en perspectiva, la idea de encrucijada en un sentido amplio ha ido tomando cada vez mayor relevancia y en cambio la de Fórum ha perdido vigencia ahogada por el aroma de marca comercial que conlleva.
Las esquinas son las ciudades en esencia. Las esquinas no están en los polígonos, ni en los campus ni en los parques. Las esquinas son en cierto modo una incertidumbre para el que transita y un punto “crucial” para la ciudad. Su último artículo publicado en la prensa desarrollaba un abordaje de la Plaça de les Glóries proponiendo verla de la manera más urbana posible, con la intuición del que sabe que el problema es más un asunto de proximidades que de tamaños y poniendo como ejemplo el cruce de Shibuya, la esquina más famosa de Tokio.
Habiéndose ocupado, Manuel Solà Morales, tanto de las ciudades, es posible que se piense en dedicarle una calle, yo propondría más bien dedicarle una esquina. / Barcelona